La huida de Puigdemont y las maniobras judiciales con las que haba escapado de la justicia desde 2017

 La huida de Puigdemont y las maniobras judiciales con las que haba escapado de la justicia desde 2017

Actualizado

El 30 de octubre de 2017, ante el temor de ser detenido, el ya ex presidente cataln sali de Espaa por la noche camuflado en un coche con la ayuda de un reducido grupo de Mossos d’Esquadra

Carles Puigdemont, en diciembre de 2019 en la Corte de Justicia de Bruselas.
Carles Puigdemont, en diciembre de 2019 en la Corte de Justicia de Bruselas.AP

La huida de Carles Puigdemont a Europa empez poco despus de la decisin del Gobierno de Mariano Rajoy de aplicar el artculo 155 de la Constitucin y tomar el control de la Generalitat de Catalua. Es el 30 de octubre de 2017, ante el temor de ser detenido, el ya ex presidente cataln sale de Espaa por la noche camuflado en un coche con la ayuda de un reducido grupo de Mossos d’Esquadra que continan hacindole de escolta. Viaja de madrugada de Sant Juli de Ramis (Girona), donde ha pasado el fin de semana junto a su familia, a Marsella, sorteando los controles fronterizos.

En la ciudad francesa se rene con un grupo de ex consejeros, entre los que estn Toni Comn, Joaquim Forn, Dolors Bassa y Llus Puig. Cogen un avin de la compaa Ryanair con destino a Bruselas. Al mismo tiempo, otros miembros de su gobierno acuden ese lunes a su lugar de trabajo en la Generalitat pensando que Puigdemont asistira, para ofrecer una imagen de normalidad y restar valor al 155. De hecho, Puigdemont cuelga en sus redes sociales una imagen del Palau de la Generalitat. All le estaban esperando un grupo de empleados para recibirle entre aplausos. De su huida solo estaban enterados un sargento de los Mossos, su mujer, Marcela Topor, y el empresario y amigo personal de Puigdemont Josep Maria Matamala.

Las primeras semanas en Blgica Puigdemont se refugiar en un hotel perifrico que utilizar para protagonizar sus ruedas de prensa y mantener el desafo pblico al Gobierno espaol. Posteriormente, y despus de recibir la ayuda econmica de amigos y de la propia Generalitat, fija su sede en una mansin de la localidad belga de Waterloo, donde ha permanecido hasta ahora. En esas primeras semanas de su fuga y a la espera de que el magistrado del Tribunal Supremo Pablo Llarena moviera ficha, Puigdemont alimenta la idea de que puede moverse con tranquilidad por Europa e inicia una suerte de juego del gato y el ratn con la justicia espaola, asesorado por su abogado Gonzalo Boye. El 5 de noviembre Puigdemot comparece ante un juez en Bruselas que le deja en libertad con cargos, junto a los otros consellers huidos. El 21 de diciembre es el cabeza de cartel de JxCat en las elecciones catalanas.

Convencido de su inmunidad, el 18 de marzo de 2018 Puigdemont participa em Ginebra en un festival de cine poltico. Y el 23 de marzo de 2018 viaja a Helsinki para impartir una conferencia, arropado por el diputado finlands Mikko Karna. Su intencin es la de continuar denunciando internacionalmente el « ataque » del Estado espaol a la democracia catalana. La previsin del lder independentista era abandonar dos das despus el pas nrdico, pero al poco de llegar la polica finlandesa recibe una orden europea de detencin cursada por Llarena el mismo 23 de marzo. Esta se emite despus de que procesara por rebelin a los miembros del Govern que protagonizaron el 1-O y que permanecieron en Catalua, como Oriol Junqueras.

Carles Puigdemont se dirige a la prensa  a las puertas de la prisi
Carles Puigdemont se dirige a la prensa a las puertas de la prisin de Neumnster (Alemania).EFE

La detencin en Alemania

Tras conocer esta decisin del Supremo, los abogados de Puigdemont anuncian pblicamente que se personar ante la justicia finlandesa de forma voluntaria. Era una maniobra de distraccin, porque el lder de JxCat huye del pas en coche a travs de Dinamarca. El 26 de marzo un grupo del CNI, coordinado con la polica alemana, que tena bajo vigilancia el coche de Puigdemont -un Renault Espace con matrcula de Blgica- desde Finlandia, lo detiene a las 11.30 horas, entre las localidades de Shuby y Jagel, en el Estado de Schleswig-Holstein, el nico con frontera con Dinamarca. Puigdemont se diriga a Blgica para ponerse a disposicin de las autoridades judiciales del pas. Su detencin provoca una reaccin violenta en las calles de Barcelona. Los graves disturbios durarn varios das.

Retenido en una prisin alemana de Neumuenster, el 6 de abril la audiencia territorial de Schweslig Holstein considera « inadmisible » el delito de rebelin por el que Puigdemont est en ese momento procesado en Espaa. Puigdemont queda en libertad bajo fianza. Puigdemont regresar a Blgica, donde la justicia rechazar extraditar al dirigente independentista, quien tras obtener su acta de eurodiputado utilizar la inmunidad que le otorga esta condicin para viajar por Europa, sobre todo al sur de Francia, en su intento de mantener el liderazgo moral del independentismo.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más



Source link

Leave a Reply

Votre adresse e-mail ne sera pas publiée.